Skip to content

The Studio

DONDE LAS IDEAS Y EL BUEN ROLLO FLUYEN DE MESA EN MESA

¡Si, nos encanta el estilo industrial! Y teníamos muy claro que nuestros clientes deben saber cómo trabajamos nada más entrar por la puerta de nuestro estudio. El resultado: unas oficinas que por el aspecto bien podrían estar ubicadas en alguna de las típicas fábricas del siglo pasado y ahora cotizados lofts en Nueva York.

Además de una fuerte identidad, el proyecto de diseño tenía el reto de convertir el espacio en un sitio inspirador, diáfano, donde no hubiera muros que dificultasen la comunicación; un lugar donde las ideas y el buen rollo fluyesen de mesa en mesa, de café en café… y quizás el elemento más característico es nuestro BOX, de donde salen todas las ideas y proyectos. De ahí nuestro nombre: BOOX.

Podemos hacer algo juntos...